Menu
Miércoles, 01 Julio 2015 00:00

Cuidados de los cachorros (I)

Escrito por

Tanto los perros como los gatos son animales que se han adaptado extraordinariamente a nuestra forma de vida. Por lo tanto, nosotros debemos pensar en adaptarnos lo máximo posible a sus costumbres y necesidades. Debemos ponernos más a menudo en el pellejo de nuestras mascotas.

La llegada del cachorro:

Tanto para el cachorro como para nosotros se va a producir una situación nueva, que hay que llevar con naturalidad y tranquilidad. En el caso de que haya niños en casa, lo mejor es que el cachorro sea el que se acerque a ellos para conocerlos, y en caso de tener ya otro perro en casa, es mejor que se conozcan en un lugar distinto al hogar (“terreno neutral”). Así, el perro que ya estaba en casa no se mostrará tan protector.

Tenemos que tener en cuenta que el cachorro ha pasado de la protección de su madre y la camada a un lugar nuevo, con sonidos y olores que nunca ha conocido, por lo que es necesario proporcionarle un ambiente seguro, en el que encuentre rápidamente su lugar de descanso, de alimentación y de eliminación (periódicos para el perrito y bandeja de arena para el gatito).

Alimentación:

El organismo del cachorro está en pleno desarrollo, su sistema inmune es inmaduro y su sistema musculoesquelético está sufriendo un desarrollo rápido e intenso.

Son estas las razones por las que debemos cuidar en extremo la alimentación de nuestros cachorros. Debemos darles una alimentación de gama alta (“superpremium”). Con ello evitaremos muchos problemas musculoesqueléticos, metabólicos, etc., a medio y largo plazo.

Es muy importante adaptar la alimentación a la edad, peso y raza del cachorro, variando la cantidad de alimento a lo largo de su crecimiento.

La dieta casera está completamente desaconsejada, ya que los propietarios no saben con exactitud las necesidades calóricas y nutricionales de la especie felina o canina.

Descanso:

Los cachorros son “bebés” de una especie diferente de la humana, pero “bebés” al fin y al cabo. Por ello necesitan un mayor número de horas durmiendo, es decir, se pasan prácticamente todo el día durmiendo, excepto el tiempo que decidan a jugar, comer y “destrozar”.

Las horas destinadas al sueño van disminuyendo conforme el cachorro crece, así como las horas de sueño van aumentando en el animal anciano. Es muy importante que respetemos el sueño de nuestras mascotas, ya que este contribuye a conseguir un desarrollo mental y físico adecuado.

Eliminación:

En el caso del gatito es importante proporcionarle una bandeja con arena desde el primer día. En cuanto a la arenas, la más adecuada es la que produce aglomerados de las deyecciones, ya que dura más tiempo y un produce polvo que pueda dañar el sistema respiratorio de la mascota y ensucie el entorno. (A nadie le gusta comer y dormir donde hace sus necesidades, ¿no creen?).

Los cachorros de perro no deben salir a la calle hasta que no se les haya administrado todas las vacunas, por lo que en los primeros meses de vida realizarán la eliminación en casa. Es por ello que debemos facilitarles un lugar adecuado, alejado de su cama y de su lugar de alimentación. Podemos usar periódicos o empapadores. Premiaremos el correcto comportamiento e ignoraremos el comportamiento cuando lo realicen fuera del lugar que les hemos preparado.

Cuando ya podamos sacarlos a la calle, para que se habitúen a realizar allí las deyecciones, hay que sacarlos muchas veces al día y premiarlos con una golosina (un simple “muy bien” dicho con énfasis es un gran premio también), cada vez que eliminen en la calle.

Durante este período los perritos también van a realizar sus necesidades en casa. En este caso hay que ignorar el comportamiento, Y nunca recoger las deyecciones en presencia del animal, ya que esto significa para el perro que le estamos prestando atención.

Por último en este punto, no desesperen si el animal no hace nada en la calle y espera a llegar a casa después del paseo para ofrecernos “su regalito”. Nuestra mascota tarda tiempo en entender que el nuevo lugar de eliminación es la calle y no la casa. (No estamos tratando con Einstein). La paciencia es el secreto de la educación.

Joomla SEF URLs by Artio